Aviso legal: La información que se cita a continuación constituye una explicación básica del proceso de solicitud de visa de inmigrante, no constituyendo un consejo legal. Cada caso de inmigración es distinto de otro y este se basa en la situación de inmigración personal del individuo, familia e historial delictivo.

Las Visas de Inmigrante se obtienen a través de solicitudes presentadas al Consulado o Embajada de Inmigración local de los Estados Unidos. A fin de poder hacer la solicitud para una visa de inmigrante, un numero de visa debe estar a disposición del solicitante (por favor refiérase a la información facilitada bajo peticiones basadas en familiares). 

Todos los solicitantes de una visa de inmigrante deben probar que tienen una visa de inmigrante valida disponible y no tienen la consideración de inadmisibles en los Estados Unidos (p. ej., no tienen violaciones de las leyes de inmigración que les impidan obtener una visa). Si un solicitante es inadmisible en los Estados Unidos, él o ella pueden ser elegibles para una exención de las violaciones de inmigración.

Una vez que haya disponibilidad de un número de visa, todas las solicitudes y cuotas para la visa de inmigrante deben ser presentadas al Centro Nacional de Visas. El Centro Nacional de Visas verifica la recepción/pago de las cuotas, que el formulario haya sido completado con corrección y que todos los documentos complementarios necesarios, se hayan recibido antes de enviar la solicitud al Consulado o Embajada de los Estados Unidos local en el área del solicitante. 

Una vez que el Consulado o Embajada local de los Estados Unidos recibe la solicitud, programará una cita con el solicitante para hacer una entrevista de visa de inmigrante.

Previamente a la entrevista, el solicitante deberá obtener un certificado médico y haberle tomado sus huellas digitales. Como continuación a la entrevista de la visa de inmigrante, la mayoría de Consulados y Embajadas de los Estados Unidos, pedirán al solicitante designe un servicio de mensajería local, donde hacerle entrega del pasaporte con la visa y/o documentación adicional relativa a su caso. 

Las visas de inmigrante se expiden por lo general con una vigencia de un año y el solicitante debe utilizar su visa para entrar en los Estados Unidos antes de que esta expire. Después de su entrada en los Estados Unidos, el inmigrante se convierte en Residente Permanente Legal de los Estados Unidos, o en Residente Permanente Condicional de los Estados Unidos (si la visa está basada en un matrimonio existente, por un periodo inferior a dos años del momento de entrada en los Estados Unidos del inmigrante).  Después de la entrada en el país, el inmigrante debe pagar una cuota de transferencia a los Servicios de Inmigración y Ciudadanía de los Estados Unidos para que su Tarjeta de Residente Permanente (“Green Card”) le pueda ser enviada a su nueva dirección en los Estados Unidos.

Para disponer de una asesoría específica para su caso, por favor sírvase contactar con Dady & Hoffmann LLC al (815) 394-1359 y le prepararemos una cita con uno de nuestros abogados.